91 319 21 76 | 91 319 39 34 asesoria@tadisa.com

A partir del 5-7-2018 se amplía a 5 semanas (hasta ahora 4 semanas) el derecho a la suspensión del contrato por paternidad. Estas 5 semanas se amplían en 2 días más por cada hijo a partir del segundo en los supuestos de parto, adopción, guarda con fines de adopción o acogimiento múltiple (ET art.48.7 y disp.adic. 19ª redacc LPG/18 disp adic. 38ª).

Respecto del disfrute del permiso, se establece que el período de suspensión del contrato debe ser ininterrumpido.​

La última semana pu​ede disfrutarse de forma independiente en otro momento dentro de los 9 meses siguientes a la fecha de nacimiento del hijo, la resolución judicial o la decisión administrativa; para ello, es necesario un acuerdo entre empresario y trabajador, que debe adoptarse al inicio del período de suspensión.​ De producirse esta interrupción, el subsidio se reanudará​ en la cuantía que hubiera correspondido durante la primera frac­ción del descanso (LGSS art.185 redacc LGP/18 ​​disp.final 38ª).

El disfrute del permiso puede efectuarse a jornada completa o parcial de un mínimo del 50%, previo acuerdo con el empresario, ​pero el régimen de jornada debe ser el mismo para todo el período de suspensión

En el mismo sentido se amplía la duración del permiso por paternidad para los empleados públicos (EBEP art.49.c redacc LPG/18 disp final 38.2).

 

Nota. Actualmente se encuentra en tramitación una ​proposición de Ley de Conciliación, Igualdad y Apoyo a las Familias que, entre otras medidas, equipara el tratamiento de los permisos de maternidad y paternidad. La única diferencia de trato se da en el caso de la madre biológica tras el parto, en el que, ​por razones justificadas de protección de su salud, se mantiene un tiempo obligatorio de descanso de seis semanas tras el parto.